Web de Portalfarma

Idiomas

Este Portal utiliza cookies propias para mejorar sus servicios y prestarle una experiencia online más satisfactoria al optimizar la navegación por el mismo. Si Vd. continúa navegando entendemos que acepta su uso. Puede obtener más información o bien conocer cómo cambiar la configuración de su navegador en nuestra Política de Cookies del Consejo General

Navegación

Salud Pública

Vacunación antigripal

Vacunación antigripal

La gripe es una enfermedad infecciosa aguda de las vías respiratorias que se caracteriza por una elevada capacidad de transmisión, presentación invernal y recurrencia epidémica periódica. Se trata de un importante problema de salud pública, tanto por la mortalidad que puede provocar directa o indirectamente, como por la morbilidad que ocasiona y los costes económicos y sociales que origina.

Índice de contenidos:


    Etiología vírica | Indice

    Los virus de la gripe pertenecen a la familia de los Orthomyxoviridae. Desde el punto de vista de la salud pública sólo son relevantes los tipos A y B, ya que el C no produce epidemias y sólo provoca infecciones asintomáticas o cuadros clínicos poco trascendentes.  

    El reservorio de la gripe en las infecciones humanas es fundamentalmente el hombre; sin embargo los virus gripales infectan frecuentemente a animales como caballos, cerdos, ballenas y a pájaros, que pueden ser fuente de nuevos subtipos para el hombre.

    El virus causante de la gripe tiene una elevada capacidad de sufrir variaciones de sus antígenos de superficie lo que implica la aparición de nuevos virus gripales frente a los que no es capaz de reaccionar el ser humano. Debido a esta alta capacidad del virus gripal de variar año tras año la vacuna debe administrarse anualmente.

    Sintomatología similar al resfriado | Indice

    La gripe se caracteriza por fiebre elevada, que suele durar entre 3 y 7 días, acompañada de dolor muscular y de cabeza, malestar general, cansancio, tos seca, falta de apetito y dolor al tragar.

    Al tratarse de una infección viral, no se soluciona con tratamiento antibiótico, que sólo es útil si la infección es producida por bacterias. El tratamiento de la gripe suele ser sintomático y, en algunos casos, puede valorarse la utilización de medicamentos antivirales.

    Tratamiento preventivo: vacunación | Indice

    La vacunación antigripal es la mejor herramienta para prevenir la gripe Una vez administrada la vacuna, la protección eficaz comienza después de 7- 10 días y dura hasta 6 meses, lo que hace necesaria la vacunación anual. Además, cada año, existe variación en la virulencia de las cepas, por lo puede dar lugar a una modificación en la composición de la vacuna antigripal. Así, a primeros de cada año, la Organización Mundial de la Salud publica las recomendaciones para la composición de la vacuna antigripal que será utilizada en la próxima temporada, según las cepas que han sido virulentas durante los meses anteriores.

    A veces, se produce una reacción a las horas de la administración, consistente en fiebre, malestar y otros síntomas, que pueden llevar al paciente a creer erróneamente que la vacuna le ha producido gripe.

    No hay que olvidar que la vacunación es únicamente preventiva, y que una vez que el paciente se ha contagiado, esta opción ya no es eficaz.

    Campaña de vacunación antigripal en España | Indice

    Todos los años, las autoridades sanitarias de nuestro país ponen en marcha una campaña de vacunación antigripal durante el mes de octubre, dirigida a grupos de riesgo:

    • Mayores de 65 años.
    • Adultos y niños con patologías crónicas (diabetes, insuficiencia renal, etc.), así como las personas que conviven con ellos.
    • Niños/as y adolescentes, de 6 meses a 18 años, que reciben tratamiento prolongado con ácido acetil salicílico, por la posibilidad de desarrollar un síndrome de Reye tras la gripe.
    • Mujeres embarazadas, preferiblemente a partir del segundo trimestre del embarazo.
    • Grupos con capacidad de transmitir la gripe a personas de riesgo, esto es, personal sanitario, trabajadores sociales, empleados de residencias de ancianos, cuidadores, etc.
    • Personal que trabaja en el sector avícola.

    Las vacunas se administran en centros de salud, residencias de ancianos, domicilios particulares (cuando la situación lo requiera), hospitales y centros de prevención.

    Enlaces de interés | Indice

    A primeros de cada año, la Organización Mundial de la Salud publica las recomendaciones para la composición de la vacuna antigripal que será utilizada en la próxima temporada, según las cepas que han sido virulentas durante los meses anteriores. A continuación, un grupo de expertos de la Unión Europea adopta una decisión sobre las cepas de virus de gripe recomendados para la producción de vacuna en la siguiente campaña de vacunación, teniendo en cuenta la situación epidemiológica de la gripe en Europa.

    Tabla actualizada, elaborada por el Consejo General de Farmacéuticos conforme a la información de la AEMPS relativa a la próxima campaña de vacunación antigripal, en la que se relacionan las vacunas disponibles comercialmente en nuestro país, indicando su composición, nombre comercial, código nacional, laboratorio titular y la presencia de determinados agentes antibacterianos, así como la existencia o no de cupón precinto.

    (Última modificación:03/07/2017 14:16)

    Portalfarma SiteMap

    © 2016 Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos. Todos los derechos reservados.